Cooking Ideas - un blog para alimentar tu mente de ideas

Apple vuelve a sus orígenes: así es el iPhone X, el producto más revolucionario de la era Tim Cook

Ayer fue un día grande para Apple. Por el escenario del recién inaugurado Steve Jobs Theatre, que acogía por primera vez una ‘keynote’ de la compañía, desfilaron Tim Cook y el resto de directivos en una presentación que tenía un aura especial. No solo por el recuerdo emotivo al cofundador, sino porque se cumplen diez años desde que el primer iPhone vio la luz y tenían el reto de volver a sorprender al mundo con un ‘smartphone’ revolucionario. Y si bien es cierto que el nuevo iPhone X dista mucho de ser tan deslumbrante como el original, sí es cierto que podría ser el dispositivo más innovador que la firma presenta desde que que Tim Cook tomó las riendas.

Bautizado como iPhone X, que anunciaron como ‘iPhone ten’ (iPhone diez en castellano) para conmemorar el décimo aniversario del primero, el nuevo buque insignia de Apple llega con muchas novedades. Lo más sorprendente, sin duda, es su estética. El equipo de diseño ha optado por prescindir de los bordes y del aluminio, para apostar por el cristal templado y porque todo el dispositivo sea una pantalla de 5,8 pulgadas. Así, los usuarios podrán tener una superficie para desplazarse similar a la de la versión Plus, pero con el tamaño del cuerpo de un iPhone normal. En la parte frontal solo han dejado espacio para el altavoz y la cámara de 7 megapíxeles.

Nada más ver el diseño, muchos se preguntaron: “Y sin botón Home, ¿cómo será mi huella la que sirva para desbloquear el dispositivo?”. Ahí, precisamente, Apple tenía una de las grandes sorpresas de la velada. En el iPhone X será el rostro del usuario el que haga las veces de contraseña. A pesar de los riesgos que entraña, como ya quedó demostrado con el Samsung Galaxy S8, los de Cupertino han apostado por pasar del Touch ID al Face ID, para que sea la tecnología de reconocimiento facial la que nos permita acceder al ‘smartphone’.

También será así como los usuarios de Apple Pay confirmarán sus pagos. Quizá demasiado arriesgado porque toca al bolsillo, aunque la compañía asegura que ni la reproducción profesional de una cara podría engañar a su tecnología, que reconoce los rostros en 3D. Además, tiene respuesta para los lógicos interrogantes en materia de privacidad: todos los datos biométricos estarán guardados solamente en el propio terminal. Habrá que ver si acaba siendo así, pues dice la experiencia que cualquier sistema basado en biometría acaba cayendo tarde o temprano.

Lo que sí es seguro es que el reconocimiento facial hará las delicias de aquellos que se hagan con el iPhone X, ya que podrán mandar emoticonos animados que reproducirán los gestos que realicen con sus rostros. Algo que no resulta demasiado funcional pero sí muy divertido. Y todo ello, gracias al procesador A11 Bionice, del que la compañía presume como “el chip más potente y pequeño dentro de un ‘smartphone'”.

Un afirmación algo atrevida, ya que solo tiene 3GB de RAM mientas otros teléfonos inteligentes de la competencia están equipados con 6 y hasta 8 GB. Si bien es cierto que Apple cuenta con la ventaja de que desarrolla tanto el sistema operativo (el ‘software’) como el aparato (el ‘hardware’), y por tanto tiene un total control de la integración entre ambos y puede gestionar más adecuadamente los recursos para favorecer el rendimiento.

Otro de los detalles que no han querido descuidar en Apple ha sido la cámara principal del iPhone X. En esta ocasión, como ya había sucedido con en iPhone 7 Plus, vuelve a ser doble con dos sensores de 12 megapíxeles de mayor tamaño, lo que permite conseguir mejores resultados en condiciones de escasa luminosidad. Además, es capaz de grabar vídeos en resolución 4K y cuenta con la opción de filmar a cámara lenta, a 240 ‘frames’ por segundo, con una calidad de 1080p.

Pero eso no es todo. Si muchos seguidores se preguntaban para qué lanzó Apple el ARKit para desarrolladores, del cual ya hemos podido ver algunas demostraciones, ya saben la respuesta: las cámaras del nuevo iPhone X vienen preparadas para la realidad aumentada. 

Aunque esto ya es algo bastante extendido en dispositivos móviles con Android, es la primera vez que la firma de la manzana mordida lo incluye en el equipamiento tecnológico de su ‘smartphone’ (con sensores infrarrojos incluidos para mejorar la precisión) y no ha dudado en anunciarlo a bombo y platillo. Lo mismo que el nuevo cargador inalámbrico que se lanzará para el nuevo dispositivo, el AirPower, que también será compatible con el Apple Watch y los Airpods.

Eso sí, los que quieran hacerse con este nuevo móvil de Apple tendrán que ahorrar más que nunca. Tal y como ya se había rumoreado, la versión de 64 GB tendrá un precio de 1159 euros y la de 256 GB costará 1329 euros. Eso sí, desde ahora y hasta el 3 de noviembre, día de lanzamiento de este nuevo ‘smartphone’ de Apple (aunque a partir del 27 de octubre se podrá reservar), aún queda tiempo para reunir esa nada desdeñable cantidad.

Los nuevos iPhone 8, los aliados del X

Y como en Apple saben que no todo el mundo tendrá oportunidad de ahorrar más de 1.100 euros para hacerse con el iPhone X, también han presentado el iPhone 8 y el iPhone 8 Plus que, aunque más caros que sus predecesores, siguen en la línea de lo que había hecho hasta la fecha la firma que capitanea Tim Cook. Estos dispositivos, que aterrizarán en el mercado el 22 de septiembre, estarán disponibles en tres colores distintos (negro, plata y oro) y una de sus características más destacadas (y probablemente la mayor sorpresa para los que confiaron en las filtraciones) es que también incorporan la tecnología de carga inalámbrica. Nada de exclusividad en este sentido para el iPhone X.

El iPhone 8, con una pantalla de 4,7 pulgadas, y el iPhone 8 Plus, con 5,5 pulgadas, llevan en su interior el procesador A11 Biopic, del que Apple ha llegado a decir que es el más potente que incorpora cualquier teléfono del mercado y hasta un 70 % más eficiente que su modelo anterior. El procesador gráfico según la compañía también evoluciona y ahora es un 30% más eficiente. Aunque la principal diferencia entre ambos es la cámara: mientras el primero solamente incorpora una de 12 megapíxeles, el iPhone 8 Plus porta una cámara dual, aunque con las mismas características que el modelo anterior. El precio de estos terminales será de 809 euros y 919 euros, respectivamente, para las versiones de 64GB.

Nueva versión del Apple Watch

Pero como no solo de ‘smartphones’ vive el hombre, la firma californiana también exhibió en el escenario del nuevo auditorio Steve Jobs el Apple Watch Serie 3, la última versión de su reloj inteligente. Una versión que, para no quedarse a la zaga del resto de dispositivos de la misma gama, como el LG Watch o el Samsung Gear, incorpora conexión LTE propia. Con la versión Cellular, como la han apodado en Apple, los usuarios ya no necesitarán el teléfono para escuchar música en ‘streaming’, consultar sus redes sociales en la pantalla del ‘smartwatch’ o incluso hacer llamadas.

Y aunque los más fieles seguidores de Apple esperaban una nueva versión de los Airpods, estos no llegaron y se tuvieron que contentar con el anuncio de la quinta generación de Apple TV. La principal novedad que presenta la plataforma televisiva de los de Cupertino es que ahora sí será compatible con resolución 4K.

Muchas novedades para llegar a la campaña navideña con un buen repertorio de productos que colocar debajo de los árboles. Si su precio no lo impide, el iPhone X, lo más revolucionario que ha creado la marca en los últimos años, tiene todos los ingredientes para convertirse en un éxito que devuelva la esperanza a aquellos que la habían perdido. Tim Cook quiere cerrar la boca a todos los que dicen que la innovación se fue con Steve Jobs, y no podría haber elegido otro mejor momento para hacerlo: en el aniversario del iPhone, en la sala de la nueva sede que lleva el nombre del fundador y con numerosas referencias y guiños al gurú que levantó la compañía.

¡Ah! Y ‘one more thing’… Ya nadie puede decir que Apple va a a la zaga de sus competidores. Pantalla gigante, tecnología OLED, carga inalámbrica… Las principales virtudes de la competencia que los críticos reclamaban han llegado al iPhone X, acompañadas de un surtido de apuestas de relumbrón entre las que destaca la realidad aumentada. Todo un homenaje a la altura de aquel móvil que cambió el mundo hace diez años.


Con información de Apple, Business Insider y Wired. Las imágenes de este artículo son propiedad de Apple

¡Sigamos para bingo!

La patente del iPhone o de la Game Boy para decorar tu habitación (y motivarte)

– El artista que convierte los viejos cedés en auténticas obras de arte

– Los daneses que han revolucionado los parques infantiles a golpe de arte

– El secreto está en los bordes: por qué los diseños de Apple nos entran por los ojos

Comentarios: 1

Posts Relacionados

[…] incluso grandes empresas están adoptando en sus productos, como ocurre con el caso del nuevo iPhone X. Esta tecnología comenzó en pañales y ahora ha alcanzado tal nivel de seguridad que incluso te […]

Leave a comment

Nombre (requerido)

Comentario

Lo más visto

  • día
  • semana
  • mes
  • todos los tiempos

Lo lamentamos. No hay nada que mostrar aún.

Últimos Tweets

Feeds. Network


Copyright © CookingIdeas. Puedes copiar, distribuir el contenido de este blog, pero por favor utiliza el enlace permanente que tiene cada uno de los post, al hacer mención a los contenidos de este blog. Los contenidos de CookingIdeas están bajo una licencia Creative Common 3.0


Copyright @ 2011 Vodafone España, S.A.U.
Privacidad | Legal y Regulatorio | Vodafone